Navegador: Inicio > Noticias

El reinado del trigo del Mar Negro recién comienza y promete acentuarse

Más de la mitad de la producción del nuevo ciclo ya está comercializada.

Los analistas de Rabobank se sumaron a las proyecciones que apuntan cada vez al Mar Negro como el principal jugador en el mercado del trigo para los próximos años. En la campaña 2017/2018 Rusia –el principal actor en esa región– se descolgó con una producción récord de trigo de 85 millones de toneladas según el USDA, con estimaciones domésticas que apuntan a un volumen mayor.

El banco especializado en materias primas indicó en un reporte que el resto de los competidores globales –especialmente en Australia– deberán diferenciarse para mantener sus lugares en zonas del mundo con demanda en expansión como el sudeste asiático.

"Los fundamentos de la sostenida presencia del trigo del Mar Negro en el mercado global sostienen que esto no es un proceso de corto plazo", advirtió el Rabobank.

Más allá de la variabilidad climática, la capacidad subyacente de mantener y amentar la oferta (de trigo) es sustancial, especialmente en vista de la reciente inversión en la región.

Rabobank indicó que el trigo del Mar Negro no solamente proviene de Rusia y Ucrania, incluso de Kazajistán. La oferta de base de los países de la región del Danubio también es amplia.

En el reporte se destacó que la originación de trigo desde el Mar Negro representaba menos del 10% del total global a comienzos de la década de 2000 pero ha crecido hasta el 25% en el último año. Y las expectativas de Rabobank es que lleguen hasta el 45% de la producción global para 2030/2031.

De acuerdo al Centro de Innovación de Exportación de Granos de Australia el costo de producción en chacra del trigo en Rusia es de US$ 121 por tonelada en Rusia, de US$ 133 por tonelada en Ucrania contra los US$ 216/ton en Australia.

En el reporte se hizo especial foco en la participación del trigo del Mar Negro en la región del sudeste asiático que habitualmente era provista por Australia además de Estados Unidos.

Los analistas del Rabobank mostraron que la participación del trigo australiana en el sudeste de Asia cayó de 60% a 40% en los cinco años cerrados en la campaña 2016/2017 y que la tendencia seguirá acentuándose.

A manera de ejemplo, indicaron que las exportaciones de trigo de Australia a Indonesia cayeron fuertemente a pesar que ese país aumentaría en 23% sus importaciones en 2017/2018 hasta 12,5 millones/ton, convirtiéndose en el principal comprador global por encima de Egipto.

El analista Kalisch Gordon dijo que si bien el ajuste del tipo de cambio y el costo de los fletes se moverían en favor de Australia, esto no sería suficiente para cambiar la posición competitiva del trigo del Mar Negro. La "bala de plata" está en que se espera que la demanda de trigo del sudeste de Asia crezca a una tasa anual de 6% hasta 2025.

Gordon dijo que Australia no podrá competir como un abastecedor de bajo costo a eso región sino en asegurar un productor de mayor calidad en términos de molienda y panificación así como de servicio al cliente.